Mantener buenas relaciones en el ámbito laboral es importante, tanto para lograr la felicidad como para alcanzar el éxito profesional. Fuente: Fast Company.

Los sentimientos negativos no solo dan una mala imagen de nosotros mismos, sino que nos distancian de otros. Por eso, en el ámbito laboral, es fundamental tratar de no hacer determinados comentarios para que la relación con nuestros compañeros sea amena y el ambiente general de trabajo sea positivo. Algunas de las expresiones que debemos evitar si queremos ser personas con inteligencia emocional son las siguientes: 

 

1. “Estoy cansado”

Hay que evitar la tentación de hablar acerca de cuán cansado se está porque eso influye de manera negativa en quienes lo escuchan.

2. “Estoy enojado”

Hay muchas razones para sentirse disgustado en el trabajo, pero es mejor guardarse el enojo para uno mismo.

3. “Estoy harto de…”

Aun cuando las cosas no vayan como uno desea, es importante encontrar una manera positiva de expresar los sentimientos o simplemente no decir nada.

4. “Estoy preocupado por…” o “tengo miedo de…”

Compartir esa preocupación con colegas puede hacernos perder credibilidad o que nuestros compañeros nos vean débiles e inseguros.

5. “No podría importarme menos”

Esta frase muestra ineptitud emocional porque, contrariamente a lo que pretende significar, proyecta la imagen de alguien que en realidad está furioso.

6. “De ninguna manera”

Es una frase que demuestra distancia emocional y falta de interés por cooperar.

7. “Lo que sea”

Es una frase que ha adquirido un tono negativo en el uso frecuente doméstico y laboral, y se interpreta como falta de interés. A menos que se use la expresión con su significado más literal (como por ejemplo: “Lo que sea que me pidas, lo haré con gusto”), es mejor evitarla.

La nota original completa puede leerse acá.