Así lo revela el Randstad Workmonitor del segundo trimestre de 2019, una encuesta que indaga en las expectativas, estados de ánimo y comportamiento de los trabajadores en 34 países, incluida la Argentina.

Al indagar sobre la confianza de los trabajadores argentinos respecto a la posibilidad de conseguir un nuevo empleo similar al actual dentro de los próximos seis meses, el estudio de Randstad demuestra una caída del 2% con respecto al año anterior, pasando del 66% al 64% y ubicándose en el nivel más bajo de la región, con México con un nivel de confianza del 78%, seguido por Chile con 72% y Brasil con 67%.

El descenso en la confianza de los trabajadores en el mercado laboral tiene su correlato en un incremento del miedo a perder el empleo, que pasó de una marca de 7,7% en el segundo trimestre de 2018 a 8,4% en el segundo trimestre de 2019, ubicándose muy por encima del miedo a perder el empleo de los trabajadores de Chile (5,7%), de Brasil (6,7%) y de México (7,2%).

En línea con estos datos, apenas el 14,3% de los encuestados en Argentina indicó estar buscando un nuevo empleo de manera activa en el segundo trimestre del año, mientras que un 21,2% indicó haber concretado un cambio laboral en los últimos seis meses.

Sobre estos resultados, Andrea Ávila, CEO de Randstad para Argentina y Uruguay, sostuvo: “En la medida en que pasan los meses y no se ven señales claras de reactivación de la economía y el empleo, se deteriora la percepción que los trabajadores tienen del mercado laboral y se nota una baja en el nivel de confianza y un mayor miedo a perder el empleo como emergentes de una coyuntura en la que no se vislumbra una evolución positiva de la demanda laboral”.